Una palabra

Me gusta descubrir palabras nuevas. En particular, aquellas que resumen de manera muy sintética un concepto para el cual antes necesitaba usar varias palabras. En Perú hay al menos dos ejemplos que siempre me han parecido muy interesantes. La primera es “caleta“. Denomina a algo “difícil de encontrar”, o “poco conocido”, o “que no llama la atención”. Muchas veces asociado, por ejemplo, a grupos de rock que no conoce todo el mundo. A tal punto que en los 90′s había una revista de rock en Perú que se llamaba “Caleta“, y que hoy es continuada en otra publicación llamada 69.

La segunda es “brichero/a” (el término se puede aplicar tanto a hombres como a mujeres). Básicamente, es aquella persona que quiere conocer un extranjero para relacionarse sentimentalmente con él y poder abandonar el país -ya ven que tuve que usar una buena cantidad de palabras para definir algo que en Perú dicen con apenas una.

Desde ya, se pueden tejer muchas hipótesis acerca de que en el argot peruano exista una palabra para definir este concepto. Pero en un país que ha producido una gran cantidad de emigrantes, y en donde mucha gente sueña con poder irse para tener un futuro mejor, me parece que no tiene mayor sentido hacer especulaciones. Por lo que me han dicho, “brichero” se deriva de “bridge”; o sea, el gringo/a era un puente hacia un nuevo país. Cuando embarcaba para Buenos Aires, en el aeropuerto de Lima, por ejemplo, me encontré con una “antología del relato brichero”. En el libro los cuentos, desde ya, alrededor de las relaciones entre peruanos y extranjeros -no lo compré porque ya me había quedado sin presupuesto para nada más.

Y la capital del “bricherío” es, como no podía ser otra, Cusco, el destino turístico más popular del Perú. Es tan popular que incluso el escritor Mario Pantoja no deja de reconocer que el “brichero” o “cazador de gringas” -la figura en este caso es mayormente masculina- es una de las figuras más relevantes de la tradición literaria de Cusco (ver la última pregunta en la entrevista enlazada).

¿Conocen otras palabras que hayan conocido en sus viajes y que resuman en un único término un concepto que originalmente a ustedes les tomaba varias palabras para dar cuenta? Desde ya, pueden dejar sus contribuciones en los comentarios.